(CNN) –– Los boletos baratos de avión están a punto de perder parte de la flexibilidad que adquirieron durante la era de la pandemia.

En el caso del resto de las clases, la mayoría de las tarifas de cambio que se suspendieron al comienzo de la pandemia quedaron eliminadas de forma permanente.

Esto implica más flexibilidad en el futuro para todos, a menos que optes por el boleto aéreo menos costoso. El cual, generalmente, podría costar entre US$ 50 y US$ 60 menos en comparación a la siguiente tarifa de ida y vuelta más baja. Así lo señaló Scott Keyes, fundador del sitio de ofertas aéreas Scott’s Cheap Flights.

Ahora bien, las diferencias de tarifas se siguen implementando, por lo que pagarás el excedente si el costo del vuelo al que cambiaste es mayor. Además, si cancelas un vuelo que incluye exenciones en las tarifas de cambio ya no obtendrás un reembolso, sino un crédito de tarifa.

Actualmente, EE.UU. atraviesa un punto crítico de la pandemia y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) instan a evitar los viajes. Incluso aquellos que están completamente vacunados. A pesar de esto, Keyes ve ciertos beneficios en reservar ahora tiquetes de clase económica con fechas a futuro, debido a los ahorros y la flexibilidad adicional de cambios gratuitos.

A finales de marzo, la mayoría de las principales aerolíneas de EE.UU. eliminarán las exenciones de tarifas de cambio para los pasajes más baratos. Es decir, aquellos en la categoría conocida como «económica básica» en gran parte de las empresas aéreas.

«Existe una ventana estrecha en este momento, donde puedes hacer las reservas de vuelos con lápiz, en lugar de con bolígrafo. Porque puedes reservar ese vuelo para el verano y puedes cambiar la fechas sin ninguna penalización, si no te sientes cómodo viajando para entonces», explicó Keyes.

Según dijo, aún es posible que las aerolíneas extiendan la exención de tarifas para la clase económica básicas por uno o dos meses más. Aunque él espera que se mantenga la fecha límite de finales de marzo.

Políticas revisadas sobre boletos baratos

En Delta Air Lines, los boletos económicos básicos que se compren después del 30 de marzo de 2021 no se podrán cambiar ni reembolsar.

Del mismo modo, en United AirlinesAmerican Airlines y Hawaiian Airlines no se ofrecerán cambios gratis en los boletos de clase económica básica que se emitan después del 31 de marzo.

Esa es la misma fecha límite para JetBlue. A partir del 1 de abril, los pasaje de Blue Basic se pueden cambiar o cancelar por una tarifa de US$ 100 para viajes dentro de EE.UU., el Caribe, México o América Central. El precio para todas las demás rutas será de US$ 200.

La pandemia sigue afectando a la industria de los viajes 1:09

Southwest Airlines es la excepción, pues la aerolínea nunca ha cobrado tarifas por cambios.

Ahora bien, en la mayoría de las aerolíneas, si cambias a un vuelo más barato, obtendrás la diferencia en forma de crédito para viajar. Sin embargo, United Airlines no ofrece créditos para tarifas más económicas.

Por otra parte, muchos de los cupones que emitieron las aerolíneas para viajes interrumpidos en marzo de 2020 expiraban este mes.

Algunas compañías, incluida Delta, ampliaron los plazos para poder utilizar esos créditos. Keyes alienta a cualquier persona con una exención a que la revise detenidamente y analice la fecha de vencimiento y sus términos. También para qué se puede usar el crédito y el número de servicio al cliente.

En ese sentido, anima a los pasajeros a llamar al número incluso si el cupón ha expirado. Justamente porque las aerolíneas están siendo mucho más flexibles al ofrecer extensiones de lo que eran antes de la pandemia.

Evaluando las decisiones de viaje

Las cifras muestran que cada vez más estadounidenses han comenzado a viajar, a pesar de las preocupaciones actuales sobre la salud pública.

La Administración de Seguridad en el Transporte (TSA, por sus siglas en inglés) dijo que revisó a 1,28 millones de personas en los puestos de control este jueves. Lo que representa el tercer día de mayor actividad en los aeropuertos de EE.UU. desde que la pandemia golpeó los viajes aéreos hace casi un año.